STOP PARKINSON

2/24/2006


EL MILAGRO DE LA AMISTAD
Gracias, amigos no sólo por leer mis atolondrados pensamientos, sino por trasmitirme vuestras opiniones, todas ellas cargadas de buenas vibraciones.
Tenéis todos razón. Mis primeras palabras resultaron amargas. Pero así viví mis inicios con la Enfermedad de Parkinson, y decir lo contrario sería mentir a todos.
No obstante encontré algo a la postre positivo. Todos ustedes, compañeros, camaradas y amigos. Gracias por saber estar y perdonad algún momento de debilidad.
Algunos sabéis que adopté el lema latino "ADHUC STANTES" que en traducción castellana libre viene a significar: "¡jódete, todavía permanezco en pie!". Con él pretendo sintetizar mis pensamientos sobre la situación. Y no creo sea nada pesimista.
Preferiría haberos conocido en otras circunstancias. Pero la mala pasada de la vida ya está hecha y ahora sólo me queda la honra de teneros a mi lado. Eso es todo. Quería dejarlo por escrito.
Decía mi paisano Castelar que la amistad es de las pocas virtudes que sobrevivieron cuando hombres y mujeres salimos del Edén y dejamos de ser ángeles. Seguro que el político bigotudo conoció también a gente como ustedes, personas con coraje y cariño incluso en la adversidad. Gracias.

3 comentarios:

pilar dijo...

Tuvimos la desgracia de enfermar
con este mal tan dañino y perverso
que nos rompió la vida sin mirar
a quien, como judas daba el beso
Pero con todo y eso
conoceros ha sido ejemplar
el mas bello y sincero verso
que nadie pudiera inventar
la mejor melodía en mi caminar
en este mundo inmerso
en dolor , lagrimas y soledad
No me doi por pagada con eso
ni doy las gracias a la enfermedad
pero es mas facil tropezar
sabiendo que tengo vuestras manos
para poderme levantar
Pilar

DORA LUCIA dijo...

GRACIAS A TI.
DORA LUCIA

maria dijo...

La amistad no se compra... se da, si esa amistad es correspondida, hay que cuidarla. No permitas que un mal entendido la rompa. Creo que ahcer un verdadero amigo no es facil... no lo pierdas pon de tu parte para no perderlo
Maria